Cómo superar la vuelta al cole

Encara la vuelta al cole sin rabietas y sin estrés

Ante todo, mucha calma. Llega uno de los momentos cruciales en cada época del año: la vuelta al cole, la vuelta a la rutina. No todos la llevamos igual. Para algunos papás es un palo, para otros es una alegría. Otros sentimos de todo: un cóctel de emociones contradictorias, se han terminado los horarios locos, recuperamos horas de sueño pero también perdemos ratos de contemplación y ser sin prisas. ¿Dónde te sitúas?

Desde Soul Mates queremos darte algunos consejos para que todos encaréis la vuelta al cole de la manera más traumática posible y sin las menos rabietas posibles.

No agobiarnos

Si nos agobiamos, se van a agobiar mucho más y la pelota se hará mucho más grande. Lo primero que debemos hacer es controlar el propio estrés causado precisamente por la vuelta al cole. Respiraciones, mindfullness y lo que no podamos hacer hoy lo haremos mañana o el siguiente o cuando podamos.

Hablar de ello

Uno de los rituales que nos funcionan en casa es despedirnos del verano comentando las actividades que más nos han gustado. Por primera vez en meses pudimos estar 5 días juntos cumpliendo los deseos que teníamos desde montar a caballo, practicar kayak, ir en bici todos, o pasarnos horas en la playa sin mascarilla y sin mirar el reloj. La despedida del verano nos hace recordar momentos vividos y es una bonita manera de decirle adiós y un hasta pronto.

Ajustar horarios

Os recomendamos que empecéis a ajustar los horarios como muy tarde a principios de septiembre. Pero lo más recomendable sería a finales de agosto si tus hijos se van a dormir tardísimo. Intenta ajustar cada día un cuarto de hora, y también los despertares, de esta manera los madrugones no se harán tan difíciles.

Implícale

Es el momento de comprobar si la bata les va bien o las zapatillas de deporte. ¡Uala! Has crecido muchísimo este verano! ¿Vamos a necesitar comprar bambas o una mochila nueva? Es un momento divertido, ellos podrán escoger y participar en las decisiones. Pero vigilad en no volvernos locos comprando e intentar consensuar qué podemos aprovechar del curso pasado. Igualmente es importante ver qué extraescolares quieren hacer – mejor no experimenten nuestro pánico cuando intentemos cuadrar el horario – y montar el calendario juntos, estudiar las opciones que tenemos. En estos momentos os sugiero mucho humor. A mis hijos les encanta que les cuente anécdotas de cuando yo era pequeña o cuando ellos eran MÁS pequeños. Nos reímos mucho comentando que a veces los llevábamos al cole en pijama porque no se querían vestir o disfrazados de Frozen.

Ir evitando las tabletas

En el caso de que tus hijos hayan hecho un “abuso” de las pantallas este verano (como la gran mayoría, vaya) intenta que vaya rebajando su uso porque la dependencia que haya adquirido cuando empiece el cole se puede convertir en un gran problema.

Relajación

Como he comentado al principio, encarar este momento de forma relajada y lo más pausada posible es el consejo más importante. Estos días las emociones van a explotar y vamos a tener momentos de todo como rabietas, rebeldías, problemas para dormir, pesadillas, timidez, impaciencia, tristeza, preocupación o miedo. Los cuentos de mindfulness de Soul Mates, disponibles en inglés, español y catalán están especialmente indicados para reforzar la inteligencia emocional y superar y entender estas emociones. Además, os aconsejo muchísimo practicar yoga todos juntos. Es la mejor forma de controlar la ansiedad en momentos que perdemos el control y en el caso de los niños, además, podemos ayudarlos con las relajaciones de nuestro canal Youtube, nuestras almohadas y los cuentos con las historias de las emociones. ¡Que tengáis una gran vuelta al cole!